La situación sanitaria y alarma social causada por la epidemia del coronavirus (COVID-19) está causando una lógica preocupación entre los profesionales sanitarios, incluyendo a los dentistas.

Por este motivo resulta necesario e imprescindible que los dentistas adopten medidas universales de prevención frente al posible contagio.

COMPRAR EQUIPOS DE PROTECCIÓN INDIVIDUAL

 

Preparar la consulta para atender urgencias

 

Cierre la clínica dental hasta nuevo aviso

Avisa a tus pacientes de la situación, con un mensaje en el contestador del teléfono, un cartel indicándolo en la puerta de la clínica dental. Además utiliza las redes sociales y la web para dar el aviso y que comiencen a utilizar la opción de pedir cita online en caso de urgencia.

Box de aislamiento

Ubicarlo lejos de la sala de espera y del resto de boxes de la clínica dental utilizando mobiliario y equipamientos mínimos.

Sigue además los siguientes pasos:

1- Cierra la puerta
2- Apaga el aire acondicionado
3- Ponte el EPI y limpia y desinfecta las superficies duras y el equipamiento que puede ser reutilizable una vez que el paciente haya salido de la consulta.
4- Deposita todos los desechos clínicos en contenedores o bolsas.
5- Sistema de presión negativa o abrir la ventana o no usar en 3 horas .

Equipo de protección individual reforzado en la clínica dental

 

En caso de que el contacto con el paciente sea inevitable, para limpiar el box de aislamiento, es necesario utilizar EPI reforzado

COMPRAR EQUIPOS DE PROTECCIÓN INDIVIDUAL

 

Fuente: COEC (Col·legi Oficial d’Odontòlegs i Estomatòlegs de Catalunya)

Protección respiratoria: Mascarilla FFP2 o KN95 para todas las tareas, sin válvula. La válvula hace que el que la lleva pueda propagar el virus y que no filtra hacia fuera, sólo hacia dentro. Con lo que sin ella siempre  

Pantallas: Las pantallas son el único equipo que se reutiliza, se deben limpiar y desinfectar cada vez que hayan sido utilizadas.

Mono impermeable: Debe cubrir la cabeza por completo. Y mejor lavables. Que repelen el agua para su mejor mantenimiento. Ligeros. 

Utilizar doble guante: Es preferible utilizar guantes de caña larga (deben cubrir el puño y la parte de la manga de la bata).

Calzas: Impermeables.

Resulta necesario tener en cuenta que puede haber desabastecimiento de equipos. Pero Lusobionic Iberia dispone de los mismos para suplir cualquier necesidad. Lo más importante es quitarse bien el equipo para así poder evitar el contagio.

Urgencias dentales y triaje de pacientes

 


Fuente: COEC (Col·legi Oficial d’Odontòlegs i Estomatòlegs de Catalunya)

Mientras dure el periodo de alarma y crisis sanitaria, la consideración de urgencia dental debe limitarse exclusivamente a la gestión de las infecciones agudas, dolores severos, hemorragias importantes y traumatismos del área oro facial.

Debe siempre realizarse un triaje previo telefónico al objeto de filtrar las demandas de tratamiento y asegurarse que la urgencia se corresponde con alguno de los criterios mencionados. Este triaje debe ser realizado por un dentista atendiendo directamente al paciente durante la llamada.

Fuente: Consejo Dentistas

Recepción del paciente urgente

 

Procurar en la medida de lo posible que solamente esté presente el dentista y limitar al mínimo el resto del personal dental.

Solamente puede acudir el paciente a consulta, sin dejar pasar a ningún acompañante (salvo que sea menor de edad en cuyo caso, solo un acompañante).

Considerar a priori que todo paciente es potencialmente sospechoso.

Dar gel hidroalcohólico al paciente para que se frote las manos nada más llegar, durante al menos 20 segundos.

 

Tratamientos y urgencias aplazables

 

Problemas funcionales y estéticos

Un cementado de corona, puente fijo, corona provisional NO entra en el concepto de urgencia. Un diente fracturado sin presencia de dolor no se considerará urgencia.

La rotura de cualquier tipo de prótesis removible no es una urgencia.

Una caries sin dolor no es una urgencia.